Directo al Paladar
Contenidos contratados por la marca que se menciona +info

Tan sencilla como deliciosa, esta especialidad francesa, crepe, crêpe o crep (tal y como recoge el Diccionario de la Real Academia Española), tan parecida a nuestras filloas o a las crepas que toman en países como México, Ecuador o Colombia, es una auténtica delicia, y mucho más sencilla de hacer de lo que parece: solo se trata de cogerle el truquillo.

Son originarias de la Bretaña francesa y ofrecen un sinfín de posibilidades. Nos encantan dulces, con mermelada, con ganache de chocolate, con nata montada, con helado o con frutas. Pero también las crepes saladas resultan riquísimas. Salmón ahumado, queso y nueces o algún relleno cremoso. En realidad, una buena crepe es tan deliciosa que no necesita ni relleno, ¡dan ganas de comerla sola!

Por eso, lo más importante es apostar por buenos ingredientes, como la mantequilla Pascual, que le aportará un punto exquisito y diferenciador a la masa. Esta mantequilla tiene un gran sabor, y es que está elaborada con su mejor leche. El sabor de siempre, perfecto para una receta francesa très chic como esta. Para recetas sencillas con pocos ingredientes, lo mejor es elegir la más alta calidad.

Además, para facilitarnos el cocinado, Pascual acaba de renovar sus formatos. A la tradicional tarrina, ahora podemos añadir una mantequilla en pastilla de 250 gramos. Un formato de lo más cómodo de usar.

Y si te preocupa que tu cesta de la compra sea respetuosa con el medio ambiente, Pascual ha hecho del bienestar animal una norma en su trabajo diario. Todas las granjas de la compañía cuentan con el certificado AENOR de bienestar animal, que evalúa cuatro principios: buena alimentación, buen alojamiento, buen estado de salud y un comportamiento apropiado para las necesidades de las vacas.

crepes receta

Receta para una deliciosa masa de crepes

Ingredientes (para seis unidades, aproximadamente)

  • 300 ml de leche
  • 1 cucharada colmada de mantequilla Pascual
  • 130 g de harina de trigo
  • 1 pellizco de sal o de azúcar (dependiendo de si vamos a hacer crepes dulces o saladas)
  • 1 huevo grande

crepes receta

Cómo se preparan las crepes

Acerca un cazo al fuego con la mantequilla y deja que se funda, a fuego suave. Aparta y deja enfriar.

crepes receta

Mientras tanto, mezcla en un bol amplio todos los ingredientes: la leche, el huevo, el pellizco de sal o de azúcar, la mantequilla (que ya estará fría) y la harina tamizada. Tamizar no es más que pasar la harina por un colador de trama fina, tamiz o cedazo para que quede más suelta y aireada. Puedes tamizar la harina previamente, o sobre el mismo bol con el resto de ingredientes.

crepes receta

Bate la mezcla con la ayuda de unas varillas. Aunque puedes usar batidora, es preferible no hacerlo, para que no salgan burbujas a la masa (hay que reconocer que es más cómodo, de modo que si usas batidora, deja que la masa repose un poco más de tiempo, para que pierda esas burbujas). Al final, tiene que quedar un resultado líquido, sin grumos.

crepes receta

Deja reposar durante 30 minutos en la nevera. Pasado ese tiempo de reposo, en el que la masa se habrá asentado un poco, sácala de la nevera.

Engrasa con un poco de mantequilla la sartén o crepera (es muy importante que sea antiadherente). La mejor manera de hacerlo es poner una pequeña cantidad de mantequilla sobre la sartén, que ya estará al fuego, y, con la ayuda de unas pinzas y un papel absorbente, repartirla bien por toda la superficie de la sartén. Así conseguirás que toda la sartén esté engrasada, pero que no haya un exceso.

crepes receta

Con un cucharón, vierte una cucharada de masa en el centro de la sartén y muévela rápidamente a uno y otro lado, para que se reparta de forma uniforme y quede una capa fina.

crepes receta

Espera uno o dos minutos y, con la ayuda de una espátula, ve despegando los bordes y da la vuelta a tu crepe con mucho cuidado. Cocínala durante otro minuto por la otra cara y sácala a un plato. Cubre con un paño para que mantenga el calor.

Entre crepe y crepe, vuelve a engrasar la sartén con mantequilla. Ve apilando unas crepes encima de otras para que guarden el calor y la humedad. Repite la operación hasta acabar con la masa.

Los secretos para unas crepes perfectas

La masa, la clave

Harina, huevo, mantequilla y leche. Así de sencillo. El secreto para una buena masa de crepes está en emplear ingredientes de calidad, en ser meticulosos con las proporciones y en mezclar muy bien todos los ingredientes. Lo más importante es que la masa quede fina y sin grumos. Para asegurarte de que está bien, puedes pasarla por un colador de trama fina.

El reposo, imprescindible

No debemos saltarnos este paso. La masa de las crepes debe reposar. Nunca menos de 30 minutos, aunque puedes dejarla hasta una hora en la nevera. El reposo hace que se asiente, que gane uniformidad y elasticidad. Cuando una masa de crepes ha reposado, al verterla sobre la sartén caliente se formará un círculo perfecto; si no ha reposado, se verá cómo se forman riachuelos de masa.

La mantequilla

Es muy importante que la sartén o crepera estén bien engrasadas con mantequilla… pero que no tengan un exceso. Lo ideal es poner una pequeña cantidad sobre la crepera, dejar que se caliente y extenderla con la ayuda de un papel absorbente y unas pinzas por toda la superficie. Ayudará a que toda la superficie esté engrasada y al mismo tiempo retirará el exceso.

crepes receta

Crepera o sartén a prueba de adherencias

Debe ser redonda y de un diámetro de entre 18 y 27 centímetros. Las creperas son perfectas porque al no tener casi pared, la tarea de darle la vuelta es mucho más sencillo, aunque también se pueden hacer en una sartén normal. Lo verdaderamente importante es que sea antiadherente y que reparta bien el calor.

Relleno de ganache de chocolate con limón dulce en conserva

Ingredientes

  • 150 g de chocolate negro de cobertura
  • 100 ml de nata para montar
  • Limones dulces en conserva
  • 5 o 6 avellanas (opcional)

Cómo preparar este relleno dulce

Trocea el chocolate de cobertura y ponlo en un bol. Calienta la nata y, en cuanto esté a punto de hervir, retira del fuego y viértela por encima del chocolate.

crepes receta

Mueve con la ayuda de una espátula hasta que el chocolate esté completamente derretido y la mezcla sea lisa y homogénea. Deja templar.

Trocea la cáscara del limón dulce en conserva, en daditos menudos, y añádelo al chocolate (reserva un poco de cáscara de limón, partida en daditos o en tiras, para adornar).

crepes receta

Rellena las crepes con la ganache de chocolate con el limón. Dobla al gusto y adorna con un poco más de cáscara de limón y unas avellanas ligeramente troceadas. Así le darás un toque crujiente delicioso.

¿Limón dulce en conserva?

Al chocolate le van muy bien los cítricos. En esta receta puedes incorporar naranja confitada… aunque por los limones dulces en conserva son muy originales y hacen muy buena combinación.

Se trata de una especialidad marroquí, pero no se trata de los limones en salmuera con los que tanto se cocina en el país, sino de una conserva dulce. Los puedes comprar ya listos o prepararlos en casa, que es muy sencillo y útil.

Mezcla en un bol medio kilo de azúcar con 400 gramos de sal. Lava 6 limones y hazles un corte profundo en forma de cruz, longitudinalmente, pero sin llegar a romperlos. En un frasco hermético y esterilizado, cubre el fondo con un poco de la mezcla de azúcar y sal. Coloca los limones por encima, bien apretados entre ellos, y cubre con el resto de sal y azúcar. Cierra el frasco y guarda en un lugar fresco y oscuro durante 4 semanas. Lo único que tendrás que hacer cada 3 o 4 días es agitarlo un poco.

crepes receta

Relleno de bacon y champiñón cremoso con salvia

Ingredientes

  • 150 g de champiñones
  • 4 lonchas de bacon
  • 125 ml de nata para cocinar
  • Salvia, un puñado de hojas
  • Sal
  • Pimienta negra

Paso a paso del relleno

crepes receta

Limpia los champiñones frescos y pícalos menudos. Parte en tiras el bacon.

Acerca una sartén al fuego sin aceite e incorpora el bacon. Cocina dos o tres minutos a fuego medio.

Incorpora el champiñón y sigue cocinando. Sube un poco el fuego si suelta agua para que se evapore.

crepes receta

Cuando esté bien cocinado el sofrito, añade la nata, sube un poco más el fuego y pon a punto de sal y pimienta negra.

Pica la salvia e incorpora a la sartén. Cocina hasta que la mezcla espese bien y aparta del fuego. Rellena las crepes con esta mezcla y adorna con unas hojas enteras de salvia. ¡A disfrutar!